Eulen y sus trabajadores en El Prat aplazan a este lunes la negociación tras acercar posturas

La cuestión salarial, clave para solucionar el conflicto.
El comité de huelga ha pedido a Aena que haga “un movimiento”.
Los paros de la mañana han causado colas de 30-40 minutos.
Los pasajeros saturan el aeropuerto al acudir hasta seis horas antes del vuelo.
Colau responsabiliza al Estado de la situación del aeropuerto y pide una solución.

La reunión celebrada este domingo entre representantes de la empresa Eulen, el comité de huelga de los trabajadores del Aeropuerto de Barcelona-El Prat, Aena y la Conselleria de Trabajo de la Generalitat ha terminado sin acuerdo, aunque han acordado reunirse nuevamente este lunes a las 11.00 de la mañana tras acercar posturas.

Según han informado a Efe Juan Carlos Giménez, el portavoz del comité de huelga, la empresa ha hecho una oferta de última hora que incrementa en 155 euros el salario de los trabajadores, pero no la han aceptado puesto que aún dista mucho de los 350 euros de aumento que solicitan.

Por su parte, Eulen ha valorado, en un comunicado, que tras la reunión “se ha avanzado bastante en los aspectos sociales y organizativos” y que respecto a las solicitudes económicas “la compañía ha ofrecido un incremento medio del 7,70%”.
Donde sí se han encontrado ambas posturas es en lo referente al incremento de personal, ya que la empresa habría ofrecido un aumento de plantilla de un centenar de trabajadores -en la primera propuesta ofrecía un incremento de 21 empleados- por lo que hay coincidencia con las reclamaciones del comité, que considera este aumento esencial para aliviar la carga de trabajo.

Este domingo, los trabajadores han realizado varios paros por la mañana y por la tarde. Aunque las colas en las primeras horas de la mañana han sido casi las habituales, y muchas de ellas han sido causadas por los propios pasajeros. Así, miles de ellos han llegado al aeropuerto con hasta seis horas de antelación para evitar perder sus vuelos y que se han agolpado por las terminales del aeropuerto. En los paros de la tarde los tiempos de espera han sido los habituales de una jornada de agosto.

El temor por perder los vuelos satura la terminal a mediodía
Aena asegura que entre que se abre la facturación y el pasajero pasa por los controles de seguridad transcurren sólo unos 20 minutos.
“Los pasajeros vienen al aeropuerto con muchísimas horas de tiempo, y tenemos que insistir en que no vengan tan pronto”, ha señalado a Efe un portavoz de Aena, que ha dicho que de esta manera las esperas más largas se producen ante los mostradores de facturación.

De hecho, varios taxistas han explicado a Efe que han llevado a pasajeros al aeropuerto que comentaban que acudían a El Prat hasta seis horas antes de que salieran sus vuelos, por temor a perderlos.

El aeropuerto de Barcelona-El Prat operará entre las 00.00 de la pasada madrugada y la próxima medianoche más de 500 operaciones de salida y, hasta las 12.00 horas de hoy, ha facturado 20.000 equipajes.

Colau responsabiliza al Estado de la situación del aeropuerto
Por su parte, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha responsabilizado al Estado de la situación del Aeropuerto de Barcelona. Ha advertido que el conflicto “es inadmisible” y ha vuelto a pedir que se reúna una comisión con todas las Administraciones para buscar una solución.

“Es impropio de una ciudad europea tener esta situación en pleno mes de agosto, porque afecta a miles de ciudadanos de Barcelona, del área metropolitana y también de otros países”. La alcaldesa de Barcelona ha subrayado que “resulta evidente que aquí hay un único responsable directo, que es el Estado español”.

“Hemos dicho muchas veces que esta infraestructura se gestionaría mejor desde Barcelona, que queríamos participar en esta gestión, -ha recordado- pero el hecho es que, ahora mismo, es el Estado quien tiene la competencia exclusiva, y esto significa que tiene la responsabilidad de encontrar una situación”.

Si no hay acuerdo, habrá huelga indefinida a partir del día 14
El comité mantiene la convocatoria de paros parciales en diferentes franjas horarias de este domingo, del lunes 7 y del domingo día 13, y de huelga indefinida de 24 horas a partir del día 14 si para entonces no hubiera acuerdo.

Aunque el sábado no hubo paros convocados por los trabajadores, la huelga de celo de los últimos días se mantuvo y se produjeron colas en los controles de El Prat de entre 25 minutos y media hora.

En la reunión del viernes, que duró más de nueve horas, se trataron cuatro puntos generales: reorganización del trabajo, calendario anual de actividades, formación de los trabajadores y subida salarial.

El viernes, primer día de paros, el Aeropuerto de El Prat vivió una jornada de caos, especialmente por la mañana, cuando los pasajeros tuvieron que hacer colas de más de una hora y media para pasar los controles de seguridad.

Fuente: RTVE

Anuncios